Y sólo quedan 10 meses

Yang Chunlin, activista de Amnistía Internacional, ha sido torturado en prision y atado de pies y manos en una cama de hierro durante seis días. ¿El motivo? Recoger firmas para una petición titulada “Queremos derechos humanos, no la Olimpiada”. Antes de ser detenido había obtenido unas 10.000 firmas, la mayoría de granjeros -es decir, los representantes de la China más atrasada. Al parecer ha sido acusado de subvertir el poder del Estado.

Esta es la situación de los derechos humanos en China a diez meses justos del inicio de los JJ.OO de Pekín. Y es muy preocupante -aunque no sorprendente- que las autoridades chinas quieran silenciar las voces críticas, algo que, por otra parte, sería normal en cualquier sede olímpica.

Los JJ.OO, por la razón que sea, no gustan a todos los habitantes de una ciudad olímpica: especulación urbanística, gasto desmesurado, agobio por ver tanto deporte junto… Todo vale. En China la Olimpiada se ha convertido en una cuestión de Estado, algo así como un dogma de fe. Un país que cuenta con el apoyo del movimiento olímpico debería entender que no todo el mundo puede estar con los Juegos, entre otras cosas porque no pueden quedar al margen de los derechos humanos.

Más información: The Guardian, Washington Post, China Digital Times.

Anuncios

1 comentario »

  1. […] Pekin 2008 Un mundo, un sueño « Y sólo quedan 10 meses […]

RSS feed for comments on this post · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: